Sobre nosotros

En el año 1972 ,Joaquín Asensio fundó Aselag, empresa situada en un pueblo cercano a Madrid famoso por sus melones así como su producción de vino y aceite, en los cuales la familia de Joaquín tenía negocios.

En sus comienzos Joaquín se situó en una fábrica, en el centro de dicho pueblo, dando trabajo principalmente a los hijos de las gentes que ya trabajan en los negocios familiares.

Joaquín había trabajado anteriormente en una importante empresa catalana textil donde había adquirido amplios conocimientos del negocio. 

Las primeras colecciones de Aselag estuvieron basadas principalmente tanto en pijamas como en batas de caballero, y rápidamente Joaquín comercializó dichas líneas en los principales centros comerciales.

Fue en el año 1988, cuando se incorpora a la compañía el primogénito, Ángel Asensio, tras haber finalizado sus estudios en Marketing y Gestión de Empresas.

Los comienzos de Ángel fueron difíciles, Joaquín era demasiado tradicional y Ángel más innovador. Ángel tenía claro la calidad que su padre había dado al producto, pero al mismo tiempo sabía que les faltaba el desarrollo de la marca como concepto y rápidamente se puso a trabajar en ello.

Así en el año 1990 ambos presentan Kiff-Kiff con un perro WestHighland como logo de la compañía. Un Westie porque era el perro de la familia en ese momento, y Kiff Kiff nombre de un caballo ganador, deporte al cual una parte de la familia es muy aficionada.

A partir de aquí, el perro se convierte en una marca de reconocido prestigio en España, no solo de pijamas y batas sino con el lanzamiento de nuevas líneas como: bóxers, baño, calcetines e incluso una importante línea de mujer.

Actualmente Joaquín con 89 años de edad mantiene la presidencia del consejo y es Ángel el máximo responsable de la gestión de la compañía.

 

Carrito0